¿Por qué Enami logró resultados históricos?

Tuvo que pasar una década para que la compañía estatal recuperara cifras azules.  Es más, logró generar una caja histórica en 2021, mejorando en US$ 133 millones los resultados respecto a diciembre de 2020, y aumentar su patrimonio en US$ 51 millones.

Es un logro que no debiera pasar inadvertido, y que se debe poner en valor, sobre todo a nivel de empresas públicas, porque es producto de un proceso de captura de productividad que recorre más de una administracion y que fue comunicado por su actual VP ejecutivo Enrique Valdivieso. La organización se embarcó clara y decididamente en una forma de operar distinta, que le reportó capturas sustantivas, que no se habrían alcanzado sin la implementación necesaria de una metodología adecuada.

Su mismo vicepresidente reconoció que es consecuencia del esfuerzo de todas y todos sus trabajadores, que fueron capaces de impulsar los planes de ajustes y productividad necesarios para revertir la delicada situación financiera de la compañía en los últimos 10 años.  

Es evidente que detrás subyace la ejecución de planes de eficiencia y productividad, lo que cobra más valor aún en medio de las restricciones de movilidad asociadas al Covid-19 durante todo el año 2020 y la crisis de la industria de fundición a nivel global.

Por eso, hoy más que nunca, a pesar de que se mantienen escenarios adversos, llenos de incertidumbre, las grandes empresas no deben quedar paralizadas, sino actuar decididamente -como lo hizo Enami- y ejecutar planes de productividad que les permitan levantar los recursos que sus trabajadores, directivos, accionistas y el mismo país necesita. Luego, seguir trabajando para mantener esas capturas.

Quedarse con los brazos abajo no es una opción.

Francisco Ortúzar

Orca Business Consulting